jueves, 16 de marzo de 2017

NICK MOSS BAND 25/Marzo/2017

SÁBADO 25 DE MARZO 
Aun sin acabar de creernos del todo el espectacular concierto de Josh Hoyer & Soul Colossal del pasado sábado, tenemos el gusto de presentar nuestra próxima actividad.
Iniciamos un ciclo de guitarristas de blues en el que nos visitarán tres artistas con estilos muy diferentes de entenderlo. Arrancaremos el sábado 25 de marzo con Nick Moss Band, Nick (Chicago) es un estilista del blues con una visión progresiva de la evolución del género; el viernes 21 de abril nos visitará  James Armstrong (California), poder y elegancia, un fenómeno del slow blues; para finalizar el ciclo nada menos que Ansley Lister (UK), un genio del blues rock que lleva la música eléctrica en su ADN y la magia del blues en sus prodigiosos dedos.
Pero vayamos por partes, nos centramos en el sábado 25 donde además de Nick Moss Band, nos complace colaborar y  difundir la creación de una nueva Asociación Músico-Cultural, RAFA el PASO que ya se ha presentado el paso mes de agosto en Oviñana-Cudillero y ahora se presentará en Valles el próximo sábado, con la idea de que el público sepa de primera mano el nuevo proyecto que nace. También contaremos con su banda residente "La Banda de El Paso" como artista invitado, en la que hay alguna que otra cara conocida y serán los encargados de abrir la noche. 
Ahora conozcamos un poco más de Nick Moss...
Por primera vez de gira en España el guitarrista más inspirado de la actualidad,  un estilista del blues y un auténtico visionario e investigador del género que hace de cada directo una experiencia inolvidable.
Nick Moss es una de las luminarias del blues mundial no lo decimos nosotros los dicen un tipo llamado Buddy Guy que siempre ha declarado que es su actuación favorita de cada año en su club Buddy Guy Legends… y no sólo él sino el propio Ronnie Earl de Roomful of blues ha declarado en numerosas ocasiones que Moss es su guitarrista favorito en la actualidad.
No en vano este guitarrista originario de chicago ha sido nominado la friolera de 16 veces en los premios de blues más prestigiosos del mundo los Blues Music Awards. Otro viejo amigo Jimmy Thackery siempre habla de Nick Moss como el más importante baluarte en la evolución de estilo blues, con su visión progresiva y la intención conceptual en sus albums. Todos los que lo han visto en directo os dirán lo mismo. Una noche con la Nick Moss Band es una aventura para los sentidos y una noche inolvidable.
Nick Moss viene acompañado de Michael Ledbetter , si ese apellido no es casualidad, a pesar de su aspecto es descendiente directo del enorme Leadbelly. Una de las mejores voces del soul blues actual y un guitarrista tremendamente inventivo e intenso.
Su último disco From the Roots to The Fruits le está situando en lo más alto de las listas del género. Se trata de un disco doble que supone un tratado desde el blues de chicago hacia el blues rock jam progresivo pasando por el Soul blues influido por Syl Johnson o Little Milton.

Ya que contaremos con dos bandas atención al horario:
22:00  apertura de puertas 
22:30  proyección próximos conciertos
23:00  presentación de la Asociación Músico-Cultural RAFA el PASO
23:15  "La Banda de El Paso"
24:00  NICK MOSS BAND

viernes, 3 de marzo de 2017

JOSH HOYER & SOUL COLOSSAL 11/Marzo/2017

Josh Hoyer y su banda Soul Colossal llegaron a Valles para dejar huella. Reventaron la sala en este concierto a ritmo de un soul funk de lo más bailongo, contagiando sus ganas y su fuerza en el escenario a un público entregado y feliz.
En su primera gira fuera de Estados Unidos, Josh y los cuatro colosales aterrizaron en España con ganas de pasarlo bien. A Valles llegaban el sábado desde Coruña, donde habían tocado en la ‘Mardi Gras’ y estaban encantados con el buen rollo de los gallegos, de la sala, del pulpo y de la cerveza Estrella. En Valles la actitud por su parte fue de simpatía y proximidad desde el primer momento. A pesar de llegar cansados y con la resaca de una noche memorable encima mostraron cordialidad en la prueba de sonido, e interés por todo lo que tenían alrededor: los que allí estábamos recibiéndoles, las montañas, el mar, el pueblo, la comida…todo les parecía perfecto y maravilloso, y por el brillo en su mirada parecían sinceros.
La prueba de sonido fue ya tremenda y confirmó las expectativas que habíamos ido incubando al escuchar algunos temas de sus tres discos. Pero lo de la noche fue un punto y aparte, se creó esa magia y esa conexión entre artista y público que solo da el directo. El primer tema de inmediato nos sacó de nuestro sopor digestivo, sonando como un cañón. Ahí pudimos apreciar ya la personal voz de Hoyer, rota y cálida a la vez, muy blanca pero profunda y expresiva. Y su gran presencia en el escenario. Es un hombre grande, pero ahí arriba todavía se agigantaba más, llenando el escenario y presidiéndolo todo desde el parapeto de sus teclados hirvientes, que aporreaba con alegría, sudando a gota gorda. Cantaba y tocaba, se reía, gesticulaba mucho, buscando la complicidad del público que se dejó seducir con facilidad. Se veía que el hombre amaba de verdad su música y el momento de compartirla con los demás.
En casi dos horas de concierto, todo en lo musical fue para arriba, también el calor y la emoción de la sala. Los temas iban encadenando ritmos soul, funk, rythm’blues de tono muy contemporáneo, todo a bocajarro, tocados con ganas y mucha energía, bien arreglados y con momentos para el disfrute de la banda y para el protagonismo de cada uno de los intérpretes, que se marcaron solos espléndidos. Cuatro musicazos bien empastados con el front man: por la parte rítmica, un bajista serio pero muy presente y oportuno durante todo el concierto, unido a un joven baterista, recién incorporado a la banda, que con un ritmo endiablado y una permanente sonrisa nos sorprendió por su original pegada y su singular ritmo. Un saxofonista, que a falta del trombón que suele completar la banda, se curró maravillosamente en solitario la sección ‘metales’, con sus efectos y aires jazzísticos. Y el guitarrista Benjamin, todo un personaje, que recibió una ovación especial por su gran técnica, su finura y estilo y su entrega y simpatía en el escenario. Qué gran tipo! Saltaba en el escenario, hacia coros y se multiplicaba con la guitarra, se reía con la gente…disfrutó muchísimo del concierto, tanto como nosotros. Es de suponer que con semejante subidón no queríamos dejarlos marchar. La hora del bis se pidió a gritos entonando el público el Oe, oe, oe futbolero (…ejem...), que los músicos acompañaron improvisando. Con público y músicos ya enloquecidos, todavía sonaron dos o tres temazos más incluyendo el ‘Rock n Roll’ de Zeppelin. Tardaron un rato aún en despedirse, la gente quería más y ellos tenían ganas de darlo. Terminaron muy arriba, encantadísimos y nosotros más. Luego llegarían fotos, autógrafos, venta de discos (los agotaron, sin haber llegado siquiera a la mitad de la gira) y abrazos a diestro y siniestro.
Un verdadero lujazo y un fiestón el disfrutado en Valles con Josh Hoyer y Soul Colossal, nos sentimos grandes en nuestra pequeña madriguera y muy afortunados. Se fueron jurando que volverían, será verdad? …Lo veremos, como siempre en Valles.

Conchi Gálvez

martes, 7 de febrero de 2017

DIXEBRA 30 aniversario 18/02/2017

PRIMER CONCIERTO GIRA 30 ANIVERSARIO
Tras el éxito del concierto de Shirley Davis, en Valles seguimos en febrero de celebración, no ya por los nueve años de vida de la asociación, sino por compartir y disfrutar con Dixebra del inicio de la gira de su 30 cumpleaños. Todo un mérito y un arte suponen para la banda de Xune Elipe estos años sobreviviendo en la carretera y en los escenarios de Asturias y más allá sin haber perdido un ápice de la autenticidad con la que empezaron en aquellos lejanos ya años ‘80.
Sobre las 23.30 y con gran expectación arrancó un concierto de casi dos horas en los que la banda abarcó todo un recorrido por su amplio repertorio, incluyendo temas que no tocaban desde hace años. Dixebra tiene una fuerza contagiosa en el escenario. Unida al carisma de Xune, la banda disfruta y se crece en los directos, alentando a un público que es como ellos, consiguiéndose un ritmo y una cadencia únicos arriba y abajo, similares a un acto de amor. La sede estaba llena de fans incondicionales en las primeras filas, dándolo todo, y por detrás estábamos los de siempre repartidos por donde cabíamos, agradeciendo la amplitud de la nueva terraza para escuchar y ver el concierto con desahogo. En relación a esta terraza, que fue desde donde estuve yo todo el concierto, me pareció que el sonido hubiera prestado un poco más potente, pues le faltaba la pegada que estos temas cañeros necesitan.
A ritmo de rock, ska y folk acelerado, con Dixebra el movimiento está asegurado. La banda suena potente. Músicos curtidos se juntan en la banda, muchos de los cuales ya pasaron por nuestra sede con otros grupos, como Cambarelli a la batería, Rubén Fernandez a la guitarra, Eladio Díaz al saxofón, javi Rodriguez al bajo ó Agustín Lara a la trompeta. Xune va marcando el ritmo del escenario con una voz que recita y agita, más que canta, arropado siempre en una atmósfera potente por la base rítmica y buenos arreglos de metales, a los que se unen con rebeldía dos guitarras insidiosas, las de Primi y Rubén Alvarez, y la gaita midi de Llorian, que yo agradecí. Fieles a si mismos y a su mensaje, el ‘rock combativo’ y en asturiano de Dixebra tiene mucho que decir: temas que hablan de la búsqueda de identidad como nación, de los abusos de unos tiburones liberales que nos desangran en ‘Indios’, de una Asturias ocupada y desnaturalizada en ‘Asturalia’, del asturiano y su normalización de ‘Tía Nemesia’, himnos que animan a la revolución como ‘Escandalera’ o de lucha de la clase obrera como ‘Nun llores’ que consiguieron hacer vibrar  a los presentes. Un repertorio que fue cayendo como en torrentera, sin descanso. A la que nos dimos cuenta ya se estaban despidiendo, pero en la fase I. Bajaron y volvieron a subir tocando todavía varios temas, incluyendo ‘Canciu d’amor’ que debió ser la única lenta de la noche. Nueva despedida y subida al escenario por aclamación popular, y participación de amigos que acompañaron a Xune en algunos temas míticos, como Miguel Fernandi de ‘Skama la rede’ y Maxi de ‘Fe de ratas’. La gente encantada y ellos también. Una noche guapa que esperamos repertir para el cuarenta aniversario de la banda. Nos vemos en Valles!

Conchi Gálvez

HEMEROTECA DE LOS CONCIERTOS Y ACTIVIDADES

DONDE ESTAMOS


ESCENARIO DE LA SEDE SOCIAL