martes, 3 de marzo de 2020

CONCIERTO_STAYTONS_SÁBADO 21 DE MARZO 2020


CONCIERTO_STAYTONS_SÁBADO 21 DE MARZO 2020

22h15  apertura  puertas socios, 22h30 público en general , 23h15 STAYTONS

Está claro que con sólo escuchar el riff inicial de la guitarra de Venti, el guitarrista de Staytons, cualquiera se da cuenta que está ante uno de esos bombazos musicales que aparecen de vez en cuando. Lo que uno se pregunta entonces es: ¿esta banda de dónde viene? ¿de Liverpool, de Glasgow, de Nueva York, de Manchester, de Sheffield? Pues bien, no son de tan lejos. Proceden del norte de España; de Asturias, para ser exactos.

El sonido de Staytons suena tan actual que no parece hecho aquí, aunque también es verdad que si uno se para a pensar tranquilamente, se encuentra con un montón de bandas que realmente suenan a vanguardia, a 2018, a futuro. Staytons recuerdan a Primal Scream cuando estaban verdaderamente enchufados, a unos Artic Monkeys asilvestrados y con ganas de contagiar su energía (ahora ya se han hecho mayores y más artistas). Se parecen a cualquier banda de jóvenes ingleses dispuesta a comerse el mundo aunque procedan de Villaviciosa, una pequeña villa del midwest asturiano, criados entre manzanos y tragos de sidra.

“Sigularity” es el primer adelanto de un disco de rock and roll con el subrayado de la modernidad, la vanguardia y el riesgo, bajo la producción de Igor Paskual (guitarrista y compositor de Loquillo), lo que explica el clasicismo mezclado con la experimentación, los riffs y melodías sexualizadas y sudorosas, la herencia negra de todo lo que más gusta y más conmueve, con un sostenido groove bailongo cien por cien. Lo efímero y lo eterno cantado por Juanvi como si el destino le hubiera puesto aquí para cantar exacta y solamente eso.

Staytons son subcampeones del XX Concurso de Rock Ciudad de Oviedo “Alejandro Blanco Espina”, ganadores del X Concurso de maquetas del CISLAN y vencedores del XXXIII Concurso de maquetas del Instituto Asturiano de la Juventud. El talento a veces sabe presentarse de forma rotunda e indiscutible y se abre camino ante las dificultades, aunque a veces sea en un territorio tan complicado como la selva en el que a veces se convierte el rock and roll. El grupo asturiano gana allá donde pisa. Convence. Más que nada porque los chicos de Stayton tienen las cosas muy claras desde el principio y han sabido mezclar en la coctelera las múltiples influencias que la música ha puesto en su camino con la belleza y estilo innatos. En su música hay rock, funk, blues, punk… pero nada de eso tendría sentido sin la potencia de un pulso personal y reconocible. Algo que algunos artistas persiguen toda la vida y aquí se produce con toda naturalidad. Además tienen imagen, suenan de auténtico lujo y tienen clase. Son provocadores sin casi pretenderlo. En estos tiempo son, desde luego, apóstoles de esa “singularidad” por la que apuestan en el título de este adelanto del que será el de su disco debut.


Formados en el año 2015, Stayton está compuesto por Dani, 18 años y batería; Andrés, 16 años, bajista; Luis Ángel, 20 años, trompeta; Venti, 20 años, guitarra y Juanvi, 18 añitos, voz, teclados y guitarra. Un quinteto con proyección, con un brillante futuro ante sí; aquí están, en Loff.it, en donde siempre avisamos de lo que está por venir. Lo bueno por venir: Staytons.

Los Staytons, que reparten sus corazones entre Villaviciosa y Gijón, acaban de sacar a la calle su nuevo EP, 'Kid Stuff' ('Cosas de niños'), han estrenado videoclip y tienen pendiente una cita con su público asturiano, tras suspenderse un concierto que tenían en Oviedo por causas ajenas a la banda. Sus letras son en inglés, pero en este último trabajo estrenan su primera canción en castellano, 'Ciudad habitual', con un toque más pop y fruto de esta última etapa en la que empiezan a nutrirse también de «influencias de grupos nacionales». De los temas que forman este trabajo, 'Old Fame' -es el videoclip que acaban de estrenar- es el más «bailongo», mientras que 'Son of Santa Fe' está marcado por la trompeta y la colaboración con el dj Koo, y 'Talk to me' es el «más británico», con un registro vocal por parte del cantante que va del falsete al grave. Este verano tendrán la oportunidad de presentarse a lo grande en el mundo festivalero, ante miles de personas en el Mad Cool.

https://www.youtube.com/watch?v=GyxFXZIZ9YA

martes, 11 de febrero de 2020

CONCIERTO KINGSBOROUGH_SÁBADO 29 FEBRERO



CONCIERTO KINGSBOROUGH_SÁBADO 29 FEBRERO

22H apertura de puertas , 22h45  Electric Crows , 23h30  Kingsborough

 El líder Billy Kingsborough y el guitarrista principal Alex Leach de Kingsborough de San Francisco están decididos a conectarse con el público tanto en el disco como en el escenario. Influenciado por los sonidos y la composición de canciones de The Beatles, The Black Keys y Led Zeppelin, Kingsborough forma un vínculo con los fanáticos al desatar una marca de potente rock n 'roll que No Depression llama "mezclado con una elegancia vintage que atrae a un siempre- audiencia cambiante ". 

Producido por el productor nominado al Grammy Damien Page Lewis (Rihanna, Katy Perry), el segundo álbum de Kingsborough, 1544, arrojó los singles "Low Down" y "Subtle Lies". Ambas canciones pasaron seis semanas en el top 200 de la radio universitaria estadounidense y como pistas destacadas en la lista de reproducción de Blues & Roots Rock de Spotify. 

Kingsborough iguala el éxito de la radio de 1544 con un show en vivo igualmente convincente. Con el cantante principal Kingsborough proyectando lo que The Bay Bridged describe como "la animación de un cable en vivo", el resto de la banda más que defenderse en el escenario a través de ritmos pesados, riffs clásicos y solos altísimos. 

Según Leach, Kingsborough ve cada presentación en vivo como una oportunidad para derribar los muros que a menudo separan a artistas y audiencias: 

“En el escenario, tratamos de recrear la energía y la emoción que inspiraron las canciones, todo con la esperanza de poder conectarnos con las personas. Queremos que nuestros programas sean una conversación con nuestro público, un flujo de energía de ida y vuelta. Si podemos permitirles escapar durante unas horas, nos sentimos bien con lo que hemos hecho ”.


Este plan de acción intencionado para el escenario ha pagado grandes dividendos: la energía viva infecciosa de Kingsborough les ha ganado la apertura de espacios para Dorothy, Joan Jett, Robert Cray y ZZ Top. 

Billy Kingsborough y Leach formaron Kingsborough en 2010 como una banda de rock n 'roll con raíces en el blues. Inspirados por sus héroes musicales de antaño e innumerables viajes a través del puente Golden Gate, Kingsborough y Leach comenzaron inmediatamente a escribir canciones sobre amor, pérdida e identidades perdidas. 

Nunca toleramos la complacencia, la banda ahora está preparada para llevar a Kingsborough a nuevos lugares. Ingresarán al estudio en 2019 para grabar un álbum que Leach llama "evidencia de nuestra evolución sonora". Su gira por Europa a principios de 2020 respaldará ese álbum. Mientras tanto, Kingsborough tiene la intención de absorber nuevas inspiraciones e influencias colaborando con algunos de los músicos más exitosos del Área de la Bahía.  

Kingsborough y Leach están ansiosos por abrazar la dicha y la tristeza que surgen de correr de cabeza hacia lo desconocido. Sin embargo, están más entusiasmados con las innumerables caras e historias nuevas que les esperan en su viaje. Solo 3 conciertos en España .Y tiene una parada segura en Amc Bocanegra !!!


lunes, 20 de enero de 2020

CONCIERTO BYWATER CALL _SABADO 08 FEBRERO 2020


De memorable recordaremos este concierto los de Bocanegra, un pase que gustó por igual a crítica y público, como suele decirse. El septeto canadiense, con un solo disco en el mercado, ha hecho crecer su nombre con fuerza desde 2017, año de su reciente formación, y por lo que pudimos escuchar en Valles, seguirán dando que hablar en el futuro.  La banda, que toma su nombre de un histórico barrio de Nueva Orleans, hace así un guiño a la mezcla de estilos que cultivan: soul, rock sureño, el blues, y hasta toques poperos. 

Una fusión moderna sobre los mimbres más americanos de su música de raíz, con un directo además muy notable.
En la formación destaca la presencia de la vocalista Meghan Parnell, siempre en primera línea, y detrás seis músicos muy apañados, destacando al guitarrista y compositor Dave Barnes con su slide en el dedo, teclado, batería, un bajista que me pareció espectacular y dos vientos: trompeta y saxofón. En Valles presentaron los temas de su disco homónimo Bywater Call, creo que el único hasta el momento, incorporando también alguna cover muy trabajada, como el “The Weight “ de The Band, que me costó un cacho reconocer y otras que me sonaban pero no terminé de identificar. 

Subieron a darlo todo en el escenario y así estuvieron todo el rato, muy pendientes del público, la vocalista moviéndose por todo el escenario sin perder una pizca de energía, con esa voz que lo llenaba todo, profunda y rasgada a la vez. Los temas fueron surgiendo sin pausa, poca presentación, y enseguida al grano, mucho soul y medios tiempos para el lucimiento de la voz con la banda muy potente detrás, algunas baladas con mayor protagonismo de los solos de guitarra o de teclado o de los metales, que fueron muy aplaudidos, pero en general la banda se crecía en esos finales in crescendo con todo bien arriba, que daban verdadera contundencia y garra al espectáculo.

La banda sonó espectacular de principio a fin y lo que más me gustó es esa sensación de que cada músico venía de un rollo distinto, unos más jazzeros, otros del rock, otros con puntazo funk, pero entre todos sacaban adelante una mezcla muy potente. Todos buenísimos. El sonido de la sala fue a mi entender espectacular también, creo que se estrenaban nuevos altavoces, reforzando lo ya bueno en si mismo, así que todo fue sumar, incluido también un ambiente bueno en la sala, con un aforo perfecto, ni mucho ni poco, y menos parloteo del habitual. Todo bien amigooo. 

Para la próxima, nos vemos en Valles. 

Conchi Gálvez

HEMEROTECA DE LOS CONCIERTOS Y ACTIVIDADES

DONDE ESTAMOS